Gato

De acuerdo a estudios recientes realizados en Estados Unidos, los gatos son las mascotas de compañía preferidas por los ateos.

En contraposición, quienes profesan altos niveles de religiosidad rechazan el contacto animal y en especial a los felinos.

Los gatos nunca dejan de sorprendernos y siempre están presentes en infinidad de teorías y comentarios.

Junto con los perros, los gatos ocupan el podio de preferencia de las mascotas.

Sobresalen por su independencia por lo que son ideales para personas solteras.

También se destacan por dispensar las dosis justas de cariño a sus dueños.

Un punto que siempre les juega en contra es que suelen vincularlos con la mala suerte, sobre todo a los de color negro.

Siempre que se relata una historia de terror, los gatos suelen ocupar un lugar privilegiado dentro del relato.

Independiente de todas esas consideraciones, ahora la ciencia se ocupa de estudiar la vinculación social que ejercen.

Así, un estudio realizado en la Universidad de Oklahoma arrojó que a mayor religiosidad menor preferencia gatuna.

Mientras que otro publicado en el Journal fot the Scientific Study of Religion explica que los ateos prefieren a los gatos.

La explicación a la que arribaron ambos estudios es que las mascotas satisfacen la necesidad de pertenencia a una comunidad.

Gato