Sordera

Por si no fuera suficiente el número de afecciones que desencadena el coronavirus, la sordera súbita se suma a la interminable lista.

La buena noticia es que se trata de un problema raro que muy pocos pacientes lo manifiestan.

El primer caso reportado en el mundo fue en Gran Bretaña y está documentado en la revista BMJ Case Reports.

La lista de efectos potenciales parece no tener fin.

Desde fiebre, pérdida del gusto, dolores de cabeza intensos, cambios en la pigmentación de la piel, cansancio, tos seca, entre otros problemas, pueden presentar los infectados de covid-19.

ahora le sumamos uno más que es la pérdida repentina de la audición.

Con esta nueva afección, se confirma que el virus afecta casi la totalidad de los sentidos.

Por el momento se desconoce la forma en que el virus desarrolla cada uno de los síntomas.

Así, cuando aparece alguno fuera de la lista típica de afecciones, la trama del virus del covid se complica.

En el caso específico del oído, el paciente británico al que hace referencia el estudio padecía asma.

El hombre tiene 45 años y fue ingresado a cuidados intensivos por coronavirus.

Posterior al tratamiento con remdesivir, plasma y esteroides, el hombre quedó sordo de uno de los oídos.

Curiosamente, no se identificaron obstrucciones en los conductos auditivos o problemas en el tímpano.

Los investigadores de este caso afirman que se encontró el SARS-Cov-2 en células del oído similares a las encontradas en pulmones de infectados.

Hambre