Maradona

Los fiscales que llevan el caso por la muerte de Diego Armando Maradona imputaron al psicólogo y a dos enfermeros que lo cuidaban.

Tanto el psicólogo Carlos Díaz como los enfermeros Ricardo Omar Almirón y Gisella Madrid se suman a la lista de imputados.

Por orden de la fiscalía a cargo del caso Maradona, tres personas resultaron imputadas.

Se tratan del psicólogo y dos de los enfermeros que estuvieron al cuidado de Maradona antes de la muerte.

En la causa también se encuentran imputados el neurocirujano Leopoldo Luque y la psiquiatra Agustina Cosachov.

Dentro de las mismas acciones emprendidas por la fiscalía, se solicitó al juez el peritaje a dos celulares que pertenecían a Maradona.

Con la imputación se pretende comprobar el grado de responsabilidad que corresponde a cada uno por el fallecimiento del ex jugador.

Sea por “acción o negligencia”, la responsabilidad en el eventual “homicidio culposo” se encuentra en la etapa de averiguaciones.

El viernes 12 se fijó como fecha para labrar el acta correspondiente y también para designar los abogados de defensa.

Del análisis de los primeros datos, se conoció que el papel que ejercía el psicólogo en el manejo de Maradona era importante.

Respecto a los enfermeros, el fiscal busca elementos que confirmen el accionar, correcto o no, el día de la muerte.

Las declaraciones de la enfermera Madrid apuntan a la elaboración de un falso reporte ordenado por su coordinador el día fatídico.

Según explicó Madrid, Maradona se había peleado con ella por lo que nunca ingresó a la habitación para revisarlo.